Consejos para hacer ejercicio durante el verano

En el verano tal vez te cuesta correr detrás de una pelota o jugar squash. Seguramente te cansás mucho durante un partido de tenis y al final resulta atractivo hacer natación. El cuerpo con el calor se sobreexige y necesita de algunos cuidados. ¿Qué se recomienda para ejercitarte sin afectar tu salud?

Aunque parezca que hacer ejercicio durante el verano no es algo del otro mundo, la realidad es que una mala rutina puede terminar en graves problemas de salud causados por las altas temperaturas.

Sucede que la temperatura de tu cuerpo se eleva por el calor y por el ejercicio. Por ese motivo, la sangre circula más por tu piel, no llega la cantidad suficiente a tus músculos y aumentan los latidos de tu corazón.

Para evitar problemas de salud como calambres, agotamiento por el calor o insolación, compartimos algunas recomendaciones tanto para los que hacen ejercicio siempre como para los que inician en el verano.

  • Quienes tienen una vida sedentaria o sobrepeso deben realizarse un chequeo médico periódico.

  • Hidratarse antes, durante y después del ejercicio físico. Mantenerse hidratado es la clave para que tu cuerpo pueda responder al calor. Se recomiendan bebidas hidratantes deportivas con sodio, potasio, magnesio e hidratos de carbono. Aunque no sientas sed, igual tomá una buena cantidad de agua (cada 15 a 20 minutos).

  • Elegir las horas del día con menos temperatura ambiente. Evitar realizar ejercicio entre las 11 de la mañana y las 4 de la tarde. Durante el mediodía el sol está más fuerte, por lo que lo mejor es hacer ejercicio durante la mañana o la tarde. Si no puedes hacerlo a otra hora, conviene buscar espacios con sombra o realizar natación.

  • Evitar ejercicios físicos intensos. Tomar con calma la rutina y hacer los ejercicios gradualmente y con poca intensidad.

  • Elegir la ropa adecuada: para el cuerpo, lo ideal es ropa holgada de colores claros, ya que los colores oscuros absorben el calor. Las zapatillas deben tener buena ventilación y es importante usar medias adecuadas para el verano. Se recomiendan las prendas de algodón para facilitar la oxigenación de la piel y la evaporación del sudor. Si te exponés al sol, también es clave agregar a tu atuendo una gorra o sombrero.

  • Usar protector solar: es importante cuidar tu piel de las quemaduras, ya que la sobreexposición al sol no le permite a tu cuerpo enfriarse tan rápido como quisiera.

  • Si no te sentís bien en el transcurso de la media hora siguiente, no dudes en llamar a tu doctor de inmediato.

  • Realizar actividad física con compañía por si sufrís alguna descompensación. Además, esta propuesta es más seguro y más atractiva para el verano.

Con estas recomendaciones ya estás listo para empezar tu rutina y seguir con el ejercicio de todos los días.

 

Conversemos!

  • 15/12
  • 15/12

Últimas notas